miércoles, 29 de agosto de 2007

Palos a la argentinidad

Debo confesar que cada vez que pasa algo malo en algún país del llamado primer mundo, algo dentro de mí se alegra. No se debe a que sea morboso o que disfrute que la gente tenga accidentes o muera o sufra. El tema pasa porque, de algún modo, es una prueba para todos esos pelotudos que se llenan la boca diciendo que en nuestro país esto, que en nuestro país aquello. Que acá son todos corruptos, que bla bla bla. Y resulta que después de todo el problema en sí parecería ser de la humanidad entera y no de nosotros como argentinos. Porque el puente que cayó en Estados Unidos no debería haber estado habilidato, era "estructuralmente insuficiente"(+), algo que suena parecido a Cromañon. Lo mismo pasó con el jugador español de 22 años fallecido recientemente luego de varios paros cardiorespiratorios. Aparentemente el club no tenía historia clínica de él. Hablando hace un tiempo con unos amigos que viven en Italia, nos contaron que había varios problemas en el pueblo donde ellos viven, porque el gobernador había ganado fraudulentamente, y había como un clima de corrupción. O sea que después de todo, parece que no somos tan hijos de puta los argentinos. Y me viene como anillo al dedo el reciente programa que intenta encontrar "el gen argentino". ¿Acaso hay alguien que pueda representarnos integramente? No digo que no exista el gen argentino en cuestión, pero creo que ninguna de las personas votadas lo representa. ¿Borges, antiperonista y despectivo para con la clase "populachera"? ¿Maradona, excelente jugador de fútbol pero apenas intento de ser humano? Y no es que me esté poniendo, por decir, a favor del peronismo ni nada por el estilo, pero vamos, creo que ninguna figura puede representar lo que creo yo que es la identidad argentina. O tal vez sí, debería ser alguien que se queje y reniegue constantemente de la argentinidad, haciendo crítica tras crítica, sin ninguna opinión que intente al menos ser constructiva... ¿suena a CQC no?

4 comentarios:

Bender dijo...

Mal de muchos...

Tanto en Borges como en Maradona, creo que no necesariamente (de hecho, estoy en gran medida en contra) hay que ver la vida de una persona para analizar su obra. Si Borges era (o no) un hijo de puta no hace que su obra sea peor (ni mejor). Creo que nadie duda de la genialidad de Borges, independientemente de su ideología.

Max dijo...

Pero yo no hablo de la obra en realidad, sino más bien de lo que sería la esencia argentina. Obvio que no dudo de lo monstruosos que fueron Borges o Maradona en lo que hacían, pero no creo que ninguno de ellos, como persona, nos represente a nosotros como pueblo (más allá de que ahora que lo planteo así, es muy difícil que haya un individuo que represente a todos los demás).

Araña dijo...

Creo que todos los que están en el poder o los elegidos para que estén, son producto de que la gente los elije. Por eso están ahi.
No se cual será el estereotipo de argentino no chanta o no cagador, pero el desmesurado deseo por el poder hace que pasen todo este tipo de cosas.
Y que no nos enteremos de las cosas que pasan en otros paises "desarrollados" no significa que no pasen... a veces no nos enteramos que es distinto.

Besos

Virky dijo...

hola! tanto tiempo! me gustó mucho tu post...la verdad q siempre me pasó eso q decís de sentirme bien cuando no todo lo malo está acá...
amo esta tierra y por eso me niego a pensar q seamos los peores en tantos sentidos...me pasaba q me daba mucha pena cuando todos se iban a vivir a otro país y me alegro cuando mueren por volver
tal vez no sea desde la razón pero amo a la Argentina besot
me re colgue perdon